Castelnuovo: La resistencia feroz de los tercios

Desde que en 1453 cayese Constantinopla, el Imperio Otomano se había configurado como una fuerza expansiva que no parecía tener freno. El año 1529, menos de cien años después, “El Turco” avanzaba por Centroeuropa a sus anchas llegando a asediar Viena. Solo una cristiandad unida podría frenar el poder inefable poder de Solimán el Magnífico, nacía así la Liga Santa en 1538 encabezada por la mayor potencia de la época, el Imperio Español. Los jenízaros de los que hablábamos la semana pasada encontrarían su contrapunto en los temibles tercios, protagonistas indiscutibles del artículo de hoy donde 4000 de ellos se enfrentarán a más de 50.000 soldados otomanos.

Leer Artículo →